5 de marzo de 2017

RESTAURANTE UTZINE (LAUDIO/LLODIO): La jubilación... esa "leyenda urbana".

El día hoy ha comenzado con “nervio”.  Las “dulces gatitas” de la foto nos han hecho “ganarnos el sueldo”.  Una pena que el dueño sea bastante más animal que sus caballos.

Una vez finalizada la jornada laboral nos hemos ido poco a poco acercando al restaurante para celebrar que dos compis se nos van.  Pasan a “mejor vida” pero a la versión buena, vamos, que se nos jubilan. Afortunados ellos, los demás lo tenemos difícil, pero que muy difícil. Estos “hijos de la gran cochinada”  van a hacernos trabajar hasta que “la muerte nos separe”.

Llevaba yo demasiado tiempo sin visitar a Patxi. En este pueblo no sale a cenar los fines de semana ni el apuntador. Cuando digo a cenar yo ya me entiendo. No hablo de salir a quitar el hambre.
Los encargados de preparar la “cita” de hoy han elegido un menú de esos cerrados. De los que “aprietan” al restaurante, de los que les hacen tener que hacer “filigranas” para poder sacar  un rendimiento. Más aún cuando el que gestiona el local es honrado, cuando el producto es de calidad.
Buen pan, pan de hogaza casera, crujiente corteza y miga consistente. Para beber, casi todos han optado por el vino del menú, vino tinto, como no. El “raro” de la cuadrilla ha pedido un txakoli, concretamente uno de la zona. Un Eukeni. Curiosamente su fermentación hace que conserve un grado de carbónico que recuerda un tanto a esos txakolis “giputxis” que tanto apetecen sobre todo para potear. El de hoy ha sido un vino fresco, muy afrutado, que poco recuerda al txakoli de siempre pero que no se parece tampoco a los que tanto me gustan. Creo que es un vino agradable y fácil de beber.
En la mesa, para compartir, comenzamos con buenos productos. Esparragos, jamón, lomo, pimientos rojos asados……

Degustamos después unas estupendas ensaladas con frutos secos y un estupendo foie con sus correspondientes mermeladas.


Y pasamos al plato principal. Con un acompañamiento cojonudo en forma de patatas fritas caseras y buenos pimientos asados. 

Unas txuletas de buen género. La primera más gruesa y un pelín menos salada y la segunda , al estar cortada algo más “fina” y llevar el punto de sal más alto, ha hecho que nos pareciese incluso de “otra vaca”. Buen punto de ambas, mucho sabor a carne y una grasa muy bien integrada que hace que puedas comerla gustosamente.

Patxi trabaja estupendamente todo el producto pero sus postres merecen un punto y aparte. Hoy hemos disfrutado de una genial tarta de manzana. De las de casa. Golosona pero nada empalagosa. Riquísima, la verdad.

Un rico café y como hoy no hay que conducir puedo permitirme el lujo de tomarme una “infusión” eso sí, con un poco de hielo. Mira que está rico este “vicio”. Entra con una facilidad………
Se van mis compis y yo me quedo charlando un rato con el artífice de la comida. De lo duro que es su trabajo, de los años que lleva en esto. De los sinsabores, de alguna que otra alegría. De sus currelas, que en este caso, son compañeros de trabajo. Alguna que otra lleva “toda la vida” con él. El otro día leí que no es al cliente a quien hay que tratar de maravilla, es a la plantilla. Si lo haces, ya se encargarán ellos de hacer su trabajo. En este caso así es y eso siempre se traduce en sala. Son agradables y profesionales.
Menos de 40 euros por persona…. Lo que digo, márgenes?????

El día se “alarga” y cae alguna “infusión” más. Buen ambiente que hace, que aunque uno no tenga ya edad, tontamente nos den unas horas “poco apropiadas” para ir a casa. Buena señal. Pues nada, Kepa y Koldo, que disfrutéis de esa merecida jubilación. Algún dia, supongo, esa “leyenda urbana” conocida como jubilación, llamará a mi puerta.

2 comentarios:

  1. Se te jubilan todos los compis!!!

    A este paso te va a tocar hacer a ti todo el trabajo :-)

    El día que pases a esa mejor vida, obligatorio celebrarlo con champagne.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una "plaga" lo de las jubilaciones.... Pero a los que todavía nos queda algún tiempo.... creo que... lo vamos a tener muy negro.
      No dudes que el día en que llegue alguna "espuma" que otra caerá. Un abrazo

      Eliminar