18 de diciembre de 2017

RESTAURANTE REMENETXE (MUXIKA): La cena de la espuma.

Última cata del año de las que celebra el Remenetxe y dadas las fechas qué mejor que hacerla con espuma. Además con unos vinos de una bodega de esas que premian por encima de todo la calidad, sin caer en la tentación de grandes producciones tirando por el suelo lo selecto. Concretamente hoy catamos 6 vinos diferentes de la Bodega de Jaume Giró i Giró, de Sant Sadurní d´Anoia.


Bodega que gusta de lo artesano, de lo manual, del buen hacer. Cosas curiosas como esas garrafas donde se hacía el “vino rancio”, exponiéndolas al sol sin llenarlas del todo, con potencia de alcohol y de azúcar.


Decir que por encima de todo, nuestro anfitrión, Jon Andoni Rementeria es una “enciclopedia” de los vinos. Además de un tremendo apasionado. Hoy aprendemos, al menos los completos ignorantes como yo, muchas cosas sobre los vinos espumosos. Curiosidades que nunca hubiese pensado. Esas complicaciones del embotellado por la tremenda presión que hacía que las botellas se rompiesen y llegasen incluso a matar a algún que otro trabajador.


Curiosidades de como descubrieron que el poder calorífico del carbón, superior al de la madera, hizo que las botellas inglesas aguantasen mientras que las francesas no.

Por supuesto nos habla de las diferenciaciones de los cavas por su grado de azúcar, por sus meses de crianza… No cansa escucharle pero hoy también hemos venido a cenar y a beber. Hoy disfrutamos de nuevos compañeros de mesa. Algún novato como nosotros, otros no tanto y ya duchos en la materia y una jovencísima peñafielense, Elia, que pese a su juventud es ya la sumiller en el Asador Molino de Palacios de Peñafiel.

Comenzamos con una caliente y rica sopa de ajo que degustamos acompañada del Brut Reserva.


Continuamos con el micuit con mermelada de albaricoque, en esta ocasión es el Brut Nature Reserva el cava elegido por Jonan.


Pasamos a un plato que ya conozco sobradamente y del que nunca me cansaré, las pencas rellenas con delicias de la huerta. Le toca el turno al Rosat pinot noir brut. Cien por cien Pinot noir y 12 meses de crianza.


Disfrutamos ahora de una cojonuda morcilla y de una estupenda txistorra con un Grandalla brut gran reserva 2011.  Una crianza de 42 meses. Mezcla de Xarel-lo, Parellada, Macabeo, Chardonnay y Pinot noir.


Como último plato salado del menú de esta noche, nos metemos unas estupendas carrilleras de ternera y un Montaner brut nature gran reserva es el encargado de hacérnosla más sugerente. Larga crianza de 44 meses. No puedo remediarlo y repito carrilleras.


Y para el postre, unas natillas con frutos silvestres  con las que probamos un curioso cava “dulce” que precisamente de dulce tiene más bien poco, un Sweet reserva.  16 meses de crianza y la mitad de uva Xarel.lo. Un cava que puede beberse tranquilamente con cualquier plato, como uno más.


Buen nivel de cocina, ya lo conozco sobradamente, un muy buen servicio y un precio ajustadísimo por todo lo disfrutado. 55 eurillos café incluido.
Pasamos a esa copa negra que tanto “miedo” da. Hay que acertar pero simplemente con nariz uno de los seis cavas catados.  Hoy han sido muy pocos los acertantes, ni qué decir que yo no he sido uno de ellos. Por cierto, el cava era el rosado.



Premios para los más aventajados y otros de consolación para el resto. La sobrina de Andoni usa su mano inocente que al parecer no se lleva bien conmigo. J A ver si para la próxima. Un placer, hemos disfrutado inmensamente. Eskerrik asko al Remenetxe y a la bodega Giró i Giró.

3 comentarios:

  1. Me encantan este tipo de experiencias. Además de aprender, disfrutas. Y en esta ocasión comes más que bien.

    ¡Feliz Navidad!

    Un abrazo disfrutón.

    ResponderEliminar
  2. Si hubiese prestado siempre la misma atención en mis estudios ahora ocuparía algún cargo relevante. :-) Un saludo muy grande y Feliz año nuevo.

    ResponderEliminar
  3. Por cierto, esas garrafas reciben el nombre de "Damajuanas"

    ResponderEliminar